Navigation bar
  Tabla de Contenido Descarga el libro entero en forma de documento PDF Tabla de Contenido Página Pasada
 11 de 101 
Página Siguiente Página Última   Siete Retos de la Comunicación Mejor

                              .
:::::::::::::: Reto Uno :::::::
-- 11 --
Reto Uno
Escuchando más Detenidamente y Responsivamente
RESUMEN- Escucha primero y reconoce lo que escuchas, aún si no estás de acuerdo
con ello, antes de expresar tu experiencia o punto de vista.  Para conseguir más de la
atención de la otra persona en situaciones tensas, pon atención primero: escucha y
repite brevemente lo que escuchaste (especialmente sentimientos) antes de expresar
tus propias necesidades o posiciones.  El tipo de escuchar recomendado aquí separa
reconocer de aprobar o estar de acuerdo.  El reconocer los pensamientos y
sentimientos de la otra persona no tiene que significar que tú apruebas o estás de
acuerdo con las acciones de esa persona o su forma de vivir, o que harás cualquier
cosa que te pidan.
Al escuchar y repetir en tus propias palabras la esencia y los sentimientos de lo
que acabas de escuchar, desde el punto de vista del que habló, le permites al otro tener
la satisfacción de sentirse comprendido (una necesidad humana importante.) 
Escuchar responsivamente siempre tiene valor como una forma de dejarle saber a la
persona que es importante para tí.  Las
personas con las que hablamos no saben
automáticamente cuán bien les hemos
entendido y puede que no sean buenos
pidiendo confirmación.  Cuando una
conversación es tensa o difícil, es aún más
importante que escuches primero y
reconozcas lo que escuchaste.  De otra
forma, tus posibilidades de ser escuchado
por la otra persona pueden ser bien pobres.
Escuchar a otros les ayuda a escuchar. 
Al aprender a coordinar mejor nuestras
actividades de vida con las actividades de
vida de otros, estaríamos haciendo un bien
al resistir dos modelos de comunicación
populares (pero terribles): argumentar un caso en corte y debatir.  En las cortes y los
debates, cada parte trata de hacer valer sus propios puntos y escucha a la otra parte
sólo para deshacer su argumento.  Dado que quienes debaten y los abogados rara vez
tienen que llegar a acuerdos o lograr algo juntos, no parece importar cuánto mal
generen sus estilos conversacionales.  Pero la mayoría de nosotros está en una
situación muy diferente.  Probablemente pasamos la mayoría de nuestra vida tratando
de conseguir acuerdos y colaboración, por lo que necesitamos ocuparnos de atraer la
Reto 1: 
Escucha primero y reconoce lo
que escuchas
Página Pasada Top Página Siguiente